12.5.08


Hace poco más de una semana tuve la fortuna de contactar con Koldo Barroso. A ambos nos unía la pasión por la figura artística de Francis Meléndez, si bien él tenía mucho mayor conocimiento de causa al poseer una parte importante de su bibliografía. En ese momento yo apenas contaba con un artículo acerca de su figura, que guardaba como oro en paño, publicado hace años en un suplemento dominical y el recuerdo de algún libro visto en alguna biblioteca, pero tan poco bastó para que me sintiera fascinado por su obra. Rápidamente pensamos en hacer algo para re-difundir su maravilloso trabajo. Entre las posibilidades barajadas se encontraba la redacción de un artículo que recogiera la trayectoria artística de este genio zaragozano. Y aquí está.

Tras la estela
de Francisco Meléndez.

Koldo Barroso: texto y selección de imágenes.

Leopold, La Conquista del Aire

Muchas veces, tal y como en esos cuentos que tanto nos gustan, las figuras más prominentes son como esas estrellas fugaces que atraviesan el firmamento en las noches de verano y cuya corta trayectoria apenas dura lo mismo que un parpadeo. Pero si tenemos la fortuna de verlas, jamás las olvidamos. Así es para mí la obra de Francisco Meléndez, el magnánimo ilustrador autor de cuentos español cuya alargada y brillante estela tratamos de seguir yo y otros muchos ilustradores de mi generación.

Este artículo sobre la oculta pero no completamente olvidada figura de Francisco Meléndez ha sido fruto de una conjunción de elementos, después de que Jacobo hiciera una referencia a su obra en este blog. Cuando vi el nombre de Meléndez en la pantalla me lancé de cabeza a indagar qué se sabía de éste genial autor que tanto me influyo durante mis primeros pasos como ilustrador. Jacobo y yo llegamos a la conclusión de que era necesario airear un poco el trabajo de Francisco Meléndez en Internet en un intento desesperado de recuperar la memoria de su incomparable obra. Jacobo ha publicado recientemente, en éste mismo blog otro artículo acerca de uno de los más importantes trabajos de Melendez: El Viaje de Colonus. Además, ha tenido a bien publicar ésta traducción en español que he realizado de un artículo gemelo en inglés que he publicado en mi blog.


Me topé con la obra de Francisco Meléndez en 1989, a través de uno de sus múltiples trabajos como ilustrador para la colección El Barco de Vapor de la editorial SM: El Valle de los Cocuyos. Este precioso y recomendable cuento de literatura mágica de la autora colombiana Gloria Cecilia Díaz Ortiz fue galardonado con el premio Barco de Vapor de 1985 y para mi asombro estaba acompañado de unas de las ilustraciones más bellas, delicadas e intensas que había visto en muchos años.


El Valle de los Cocuyos

Así fue que me enamoré de las ilustraciones de Francisco Meléndez: me dejé empapar de sus influencia y no puedo ocultar que en aquel momento me entró por todos los poros. A partir de éste momento, compré todo lo que encontraba de Meléndez en las librerías, incluyendo varios títulos infantiles para la colección Austral Juvenil de Espasa Calpe.


Una de las maravillas que -según mi criterio- produjo Meléndez, fueron las ilustraciones para El Cascanueces Y el Rey de los Ratones, publicado por Montena en 1987. Bien cierto es que yo siempre fui un fan de la literatura gótica de E.T.A. Hoffmann y de la obra musical de Tchaikovsky, pero las ilustraciones de éste libro, con esos delicados dibujos a lápiz y aguas de tintas planas, me siguen pareciendo una de las obras de ilustración más bellas jamás editadas en España.


El Cascanueces y el Rey de los Ratones

Sobre la figura de Francisco Meléndez se sabe poco, quizás ésto haya ayudado a añadir misterio a su persona. Nació en Zaragoza en 1964 y a los quince años dejó los estudios e ingresó en una escuela militar como corneta, donde apenas duró unos meses. Según reza la referencia biográfica de Espasa-Calpe "alterando cierta práctica del dibujo con el bélico clarín y alguna visita a la biblioteca del cuartel, donde se apasionaba por la historia, la música y la literatura. en este tiempo proyectó emigrar a lejanos países para hacer fortuna y casi se enrola en la Marina Mercante, pero se enamoró y se quedó en tierra firme, trabajando un poco en cualquier cosa."


Francisco Meléndez comenzó a ilustrar libros en 1983, desde que le encargaron las ilustraciones para un libro de ecología por el cual según él mismo "le timaron". A partir de ahí realizó varios trabajos para diferentes instituciones aragonesas. Personalmente desconozco sus trabajos hasta la edición de El Valle de los Cocuyos, que fue editado un par de años después.



Los Buscadores de Tesoros

Los trabajos de Meléndez llegaron a España trayendo un soplo de aire fresco y renovador en la ilustración infantil y juvenil. Al igual que yo, Meléndez perteneció a una época en la que el trabajo de los ilustradores era extremadamente anónimo, no existía Internet y menos aún blogs de ilustradores en donde los creadores pudiésemos reunirnos para hablar de nuestros trabajos. Sin embargo, su esplendido trabajo no pasó en absoluto desapercibido: en 1987 le fue concedido el Premio Nacional de Ilustración por "la Oveja Negra y Otras Fábulas" de Augusto Monterroso.

El Verdadero Inventor del Buque Submarino

La carrera de Meléndez en el mundo editorial representó tal ascenso meteórico que tan solo a los seis años de empezar su carrera comenzó a publicar sus primeros libros de texto e ilustración a todo color con El Verdadero Inventor del Buque Submarino (Ediciones B, 1989); un trabajo inaudito en el mundo editorial español en el cual Melendez utilizó elementos gráficos como la caligrafía y los grabados barrocos. En los años siguientes, los premios se sucedieron, incluyendo una mención al libro mejor editado en Liber 90 por El Verdadero Inventor del Buque Submarino, el Premio Nacional de Ilustración por segunda vez en 1992, y la Medalla de Plata en la Exposición Schöntes Bücher Alles Welt de Leipzig. Sus últimas ediciones llamaron la atención de editores internacionales como Harry N. Abrams de Nueva York para ser publicadas en el mercado norteamericano. Pero el colofón de su carrera llegaría cuando la productora Walt Disney/Touchstone Pictures adquirió los derecho de su libro Leopold, la Conquista del Aire para un proyecto que hasta la fecha se desconoce.


A mi entender, uno de los aspectos más interesantes de la obra de Meléndez fue su impacto en el mundo editorial del momento. Para entender ésto es necesario echar marcha atrás y ponerse en la situación de España a finales de los 80, en la cual la mayor parte de la ilustración infantil y juvenil que se veía seguía una serie de cánones plásticos que llevaban establecidos desde los años 60. Cánones que, por otra parte, ya habían sido desafiados por ilustradores de la talla de Ana Juan y Ceesepe. La propuesta de Francisco Meléndez nada tenía que ver con el tipo de dibujos infantiles a los que estábamos acostumbrados, parecían más bien una inocente y a la vez desafiante destilación del arte griego, el grabado barroco y la pintura naif, todo ello impregnado por un aparente amor por la cultura romántica anglo-sajona.


Ocho Cuentos del Perrito y la Gatita

En mi humilde opinión, el trabajo de Meléndez es fruto básicamente del dibujo, si bien la pintura quedó relegada a un segundo plano hasta sus últimos trabajos. Él mismo sin ir más lejos decía en una entrevista a la revista Peonza: "empecé dibujando en blanco y negro porque no dominaba los colores del todo. Luego me lo han pedido repetidas veces y he continuado haciéndolo". Meléndez es sobre todo un maestro de la sencillez, de las formas, de la armonía de la composición de escenas y de diseño de personajes. Son suficientes razones para convertir sus trabajos en verdaderas obras de arte. Además de todo esto podría ser el ejemplo personificado del talento autodidacta que ha demostrado que el buen hacer y la originalidad no están reñidos con el éxito a pesar de la falta de "escolarización de las técnicas".


Otro de los mayores logros de Francisco Meléndez que he observado es su enorme capacidad para adaptar su inconfundible estilo a diferentes estéticas, dependiendo de los requerimientos del texto; una cualidad imprescindible para todo buen ilustrador que se precie. Desde el arte pre-hispano de El Valle de los Cocuyos al arte japonés de Tomi Kikansha, pasando por el barroco de El Cascanueces, la estética Victoriana en Leopold.

A partir de 1993, la figura de Francisco Meléndez desapareció como la espuma. Todo fueron rumores. Si bien su reseña biográfica en Espasa-Calpe decía: "Ahora vive tranquilo y recogido como un monje, entregado a su obra". Según Jacobo, se ha rumoreado que tras la pérdida de un ser querido de su entorno de trabajo decidió abandonar el mundo editorial e ingresó en un monasterio de monjes Cartujos. No podría decir si es realidad o forma parte de la cortina de misterio que siempre envolvió a su persona y en la cual su lánguida silueta se pudo haber embozado para abandonar el escenario editorial penetrando con paso silencioso en la densa niebla del anonimato, tal y como si se tratara del personaje de uno de sus libros.

En relación a Francisco Meléndez, me viene a la mente un recuerdo de una conversación con el autor catalán de literatura infantil Joan Manuel Gisbert, con quién trabé cierta amistad a finales de los años 80. En ese momento yo estaba planteándome dedicarme a la ilustración de forma profesional y cierta vez se lo comenté a Gisbert, quien me hizo un retrato bastante oscuro e inaccesible del mundo profesional editorial para un joven artista como un servidor. Le comenté que había gente, como por ejemplo Francisco Meléndez, que se estaba ganando la vida muy bien con la ilustración. Gisbert contestó: "¡Es que Francisco Meléndez es Dios!". Nunca averigüé si Francisco Melendez es Dios, tampoco me importa mucho porque nunca he creído en ese tipo de ídolos. Pero lo que si que he averiguado es que 20 años después de esa conversación nadie se acuerda de quién es Francisco Meléndez.

Tal y como Gabi Beltrán apuntaba recientemente en un artículo de su blog, los ilustradores no son estrellas de rock, menos aún dioses del Olimpo. Mejor así. Pero lo que si que me parece verdaderamente triste es comprobar como en España un artista de la categoría de Meléndez puede pasar del reconocimiento internacional al más completo olvido. Por eso, Jacobo y yo esperamos poner nuestro pequeño granito de arena para desenterrar la obra de Francisco del olvido. Y lo hacemos con la ilusión de que otros ilustradores más o menos jóvenes descubran la enorme riqueza de su legado artístico y también literario, y de paso agarrarnos con fuerza a la estela de ese deslumbrante cometa de la ilustración española llamado Francisco Meléndez.


A continuación he elaborado una lista incompleta de sus títulos publicados. Si tienes información de alguna otra obra, por favor deja un comentario para que podamos actualizarla.

-El hombre del aire libre. Rafael Gastón. 1983. (Gracias, Nacho Bruna)
-Once Animales con Garra y Uno con Alma. Ciro Alegría. Ed. Alfaguara, 1986.
-El Valle de los Cocuyos. Gloria Cecilia Díaz. Colección el Barco de Vapor, Ed. SM, 1986.
-La noche de las papeleras. Diputación General de Aragón, 1987. (Gracias, Chema)
-Los Machafatos. Consuelo Armijo. Ed. Edelvives, 1987.
-El Cascanueces y el Rey de los Ratones. E.T.A. Hoffmann. Ed. Montena, 1987.
-Jacobo No Es Un Pobre Diablo. Gabriele Heiser. Colección el Barco de Vapor, Ed. SM, 1987.
-Los Buscadores de Tesoros. Edith Nesbit. Colección el Barco de Vapor, Ed. SM, 1987.
-La Huida. Antonio Martinez Menchén. Colección Austral Juvenil, Ed. Espasa-Calpe.1988.
-Los Cuentos de Mis Hijos. Horacio Quiroga. Ed. Alfaguara, 1988.
-Los Viajes de Gulliver. Jonathan Swift. Ed. SM, 1988.
-Ocho Cuentos del Perrito y la Gatita. Josef Capek. Colección Austral Juvenil, Ed. Espasa-Calpe.1989.
-El Gigante de la Selva. B. Monterde. Colección Cuentos del Pastor, Ed. Montena, 1989.
-La Sortija Milagrosa. B. Monterde. Colección Cuentos del Pastor, Ed. Montena, 1989.
-El Anillo de Simplicio. B. Monterde. Colección Cuentos del Pastor, Ed. Montena, 1989.
-La Calabaza de la Suerte. B. Monterde. Colección Cuentos del Pastor, Ed. Montena, 1989.
-La Hija del Minero. B. Monterde. Colección Cuentos del Pastor, Ed. Montena, 1989.
-La Amazona de los Bosques. B. Monterde. Colección Cuentos del Pastor, Ed. Montena, 1989.
-El Delfín de Oro. B. Monterde. Colección Cuentos del Pastor, Ed. Montena, 1989.
-El Verdadero Inventor del Buque Submarino. Francisco Melendez. Ed. B, 1989.
-Leopold, La Conquista del Aire. Francisco Melendez. Ed. Aura Comunicación, 1990.
-El Peculiar Rally París-Pekin. Francisco Melendez. Ed. Aura Comunicación, 1991.
-El Viaje de Colomus. Francisco Melendez. Ed. Aura Comunicación, 1992.
-Kifuko Yep-Yep Nami Gú. Francisco Meléndez. Ed. Ikusager, 1992.
-Tomi-kikansha. Francisco Meléndez. La biblioteca de Lastanosa. Zaragoza, 1994.
-La carpa de Trufaldino. Roberto Espina. Cultural Caracola. Colección Titirilibros. Zaragoza, 1997. (Gracias Arianna)
-Íntimas suculencias. Laura Esquivel. Ollero&Ramos, S.L., 1998. (Gracias, Iban)
-Estrellita marinera. Laura Esquivel. Ollero&Ramos, S.L., 1999. (Gracias, Aitana)

Francisco Meléndez en Internet:
-Behind the Stella of Francisco Meléndez. Versión de éste mismo artículo en inglés en la web de Koldo Barroso. ¡Ojo!, con imágenes diferentes a éste.
-Entrevista a Francisco Meléndez. Revista Peonza, Octubre 1993.

 Inquieta Gómez García aporta toda esta nueva información:
-Viaje a una casa tradicional aragonesa, 1984. Texto de José Aznar Grasa. Ilustra Francisco Meléndez.
-El hombre del aire libre. Concejalía de enseñanza y guarderías del Ayuntamiento de Zaragoza, 1984. Texto de Rafael Gastón Nicolás. Ilustra Francisco Meléndez.
-Cuentos que me contaron. Fundación Nueva Empresa de Zaragoza, 1991. Texto de Gabriela Sánchez Pérez. Ilustra Francisco Meléndez.

40 Comments:

Blogger sobri dice...

Muchas gracias Jacobo, ya buscaré de vez en cuando algún libro de él, para que completes tu colección. Desconocía totalmente la figura de Francisco Meléndez. Saludetes. Sobri

11:55  
Blogger sobri dice...

Este comentario ha sido eliminado por el autor.

11:58  
Blogger sobri dice...

Mira esto Jacobo...
http://www.sinsentido.es/espacio_extrano.cfm?mes=12&ano=2006&idExposicion=68

11:58  
Blogger JACOBO MUÑIZ dice...

Je, je. Queda usted nombrado oficialmente Jefe de la Policía Melendeciana.

12:09  
Blogger bett/ dice...

me he quedado sin palabras, primero muchisimás gracias por toda esta valiosisisima información...y por traernos a este talentisimo Francisco Melendez al que no conocía y ya estará formando parte de mi búsqueda en las librerias... un saludón grandisimo

15:18  
Blogger david dice...

Felicidades por el artículo, que está muy bien y cuya información es completísima. Qué suerte tener esta colección. Aunque tendría que matizar que aquí en Zaragoza sí que siempre se ha tenido a Meléndez como referente entre los ilustradores y nunca se le ha olvidado. Yo no lo traté pero seguramente podríais encontrar más información -con opiniones de todos los colores- entre otros dibujantes de la ciudad. Meléndez hacía trabajos para la Universidad de Zaragoza y guardo buen recuerdo de su primer calendario (año 87?), que seguro que alguien conserva. Hoy ha salido el paquete con los dos dibujos que podrías subir al blog para dar envidia a Koldo...

01:02  
Blogger JACOBO MUÑIZ dice...

¡Beatriz! pues vas a tener que rebuscar bien. Me alegra que te guste.


David, no solo daré envidia por los dibujos, sino también por lo que le acompaña en el paquete y que ya estoy deseando ver.

Un abrazo a los dos.

07:55  
Blogger tatio viana dice...

Continuando la línea que abrió Sobri, he seguido investigando en la web de Sinsentido, a quienes conozco bastante bien, y he descubierto otra cosa más:

Tienen algún que otro dibujo original del Sr. Meléndez... Si te ahorras unos dineros a lo mejor te apetece hacerte con alguno.

http://www.sinsentido.es/espacio_originales2.cfm?id=279&pagina=1

08:08  
Blogger JACOBO MUÑIZ dice...

¡Ja! Me parece que la Jefatura de la Policía Melendeciana va a tener que ser bicéfala.

08:10  
Blogger El canibalibro dice...

Muchas gracias por el articulo. Estais haciendo una estupenda labor de recuperación.
Nos lanzamos a la busqueda de esos libros como auténticos cazadores de tesoros.

Un afectuoso saludo de
El Canibalibro.

14:56  
Blogger álvaro ortiz dice...

estupendo artículo!

pero ciertamente, en zaragoza no lo hemos olvidado y es un gran referente

ánimo con la búsqueda de esos libros!

00:24  
Blogger JACOBO MUÑIZ dice...

Pues... ¡suerte, Caníbales!

Álvaro, gracias. A mí, personalmente, me atraen más los últimos libros de Meléndez y creo que los voy a conseguir pronto, gracias a la suerte y a la generosidad de algún visitante de esta página. Me alegro de que allí su trabajo siga presente.

06:15  
Anonymous Koldo Barroso dice...

Quería sumarme a Jacobo en agradecer a todos el interés por el artículo. Entre todos vamos poniendo nuestros granitos de arena y desenterrando esos tesoros que en España se quedan olvidados por más tiempo del que uno quisiera.

Un saludo a todos y muchas gracias.

10:31  
Anonymous Anónimo dice...

Como artista, genial. Como persona, muy poco aconsejable.

10:55  
Blogger Xavier Salomó dice...

GRacias por el artículo. Esta tarea de recuperación histórica está siendo magnífica, al menos para quienes como yo, ya sea por edad o por lejanía geográfica, desconocían la figura de Meléndez.

Qué intrigante el comentario anterior a este... Nunca he querido saber demasiado de la vida personal de los artistas. Alguna vez he podido conocer a gente a quien admiro, y, aunque no siempre, el regusto amargo tardó días en desaparecer...
Jacobo, Koldo, muchísimas gracias!

18:11  
Blogger María W. dice...

Ahora tengo que desdecirme... Sus dibujos son muy pero muy buenos. Me atraparon. Valiosísima información, Jacobo y Koldo. Gracias.

18:59  
Blogger JACOBO MUÑIZ dice...

Hombre Xavier, que no hace tanto que Meléndez ilustraba. Lo que pasa es que desapareció de manera fulminante de la "memoria colectiva". No sé cómo se las habrá apañado. Con respecto a lo que dices de lo personal, suele pasar. No voy a entrar en lo que comenta Anónimo porque creo que lo interesante de Francis Meléndez es su obra, que muestra sin género de dudas que es una persona dotada de un talento e imaginación fuera de lo común, tanto para ilustrar como para escribir. Leí hace nada su Kifuko Yep-Yep y disfruté muchísimo con sus ocurrencias y originalidades(ya pondré aquí una reseña). Entrar en detalles de su personalidad ya me parece más propio de un programa de telebasura, aunque he de reconocer que tanto enigma hizo despertar mis más bajos instintos de Homo Cotillus. Pero procuro controlarme.
Un abrazo.

María, al final caiste en la secta melendeciana. Pobre. Ya no podrás salir.
De nada. Un abrazo

06:51  
Blogger daniel victor dice...

agradecido por el articulo , he quedado impresionado realmente, reafirmando compromisos con excelentes referencias de gran magnitud, por favor seguir con mas acerca de este ilustrador que desde ahora empiezo buscar...

04:33  
Blogger JACOBO MUÑIZ dice...

Lo haremos,lo haremos... Gracias, Daniel.

08:01  
Blogger alix dice...

Este comentario ha sido eliminado por el autor.

15:18  
Blogger alix dice...

oooooooooooh!!
muchísimas gracias Jacobo!!
impresionante Francisco Melendez!
ne ha encatado el post!

15:20  
Blogger JACOBO MUÑIZ dice...

¿A que sí, Alicia? Me alegro de que te guste. Para nosotros es un placer ayudar a difundir de nuevo su trabajo.
Un abrazo.

08:19  
Blogger :chemalera: dice...

Hola, Jacobo. Me he alegrado mucho de saber, por David, que estabáis recuperando a Meléndez, aunque aquí en Aragón todos lo teníamos muy presente y algunos lo seguíamos desde hacía tiempo, porque personalmente, además de admirarlo, soy más o menos de la misma quinta, aunque un poco menos enigmático. Tengo algún artículo suyo que te mandaré, y también puedo darte referencias bibliográficas anteriores; es más, creo que tengo un libro en plan curiosidad bibliográfica que puedo hacerte llegar en cuanto lo encuentre, un libro editado por el Gobierno de Aragón que debió de ser una de sus primeras publicaciones, con dibujos a tinta sobre arquitectura tradicional aragonesa, en la línea de los libros del XVIII, y con un desplegable en din A3. El otro libro al que él mismo se refiere diciendo que le timaron, si es el que supongo, creo que también lo tengo, un pequeño cuento infantil sobre la basura. Pero mi biblioteca es un poco misteriosa, por no decir caótica, como la Ciudad de los Libros Soñadores, vamos, así que te pido un poquico de paciencia. Mándame tu dirección y te lo regalo encantado... en cuanto aparezca.
Gracias por el esfuerzo (enhorabuena por tus ilustraciones, aprovecho para decirte que me gustan mucho) y un fuerte abrazo,

13:24  
Blogger JACOBO MUÑIZ dice...

Muchas gracias, Chema. Te puse un correo a la dirección que sale en tu web. No sé si lo habrás visto.
Un abrazo.

10:43  
Anonymous Anónimo dice...

Hace muchos años tuve la suerte de compartir muchos momentos con él.
Me ha dolido ver el comentario que dice que como persona es desaconsejable. Es un ser irrepetible, difícil de comprender y de una generosidad y una modestia sin límites. Rompedor de moldes e imcomprendido. No os extrañe que haya desaparecido sin dejar pistas.

21:27  
Blogger JACOBO MUÑIZ dice...

Me alegra que alguien haya compensado la balanza...

07:31  
Anonymous Anónimo dice...

solemos compartir noches de borrachera y largas conversaciones, solo puedo decir cosas buenas de el, de las personas mas cultas a la par que humildes que he conocido, de unas formas exquisitas, un personaje muchas veces incomprendido pero con una gran generosidad.
un buen amigo

22:57  
Blogger JACOBO MUÑIZ dice...

Muchas gracias por tu comentario.
La verdad es que todo esto derivó hacia una vertiente personal que yo no deseaba, tal vez por error mío a la hora de permitir la publicación de ciertas opiniones y rumores.
No es incumbencia de nadie cómo sea Francis Meléndez, salvo de las personas de su entorno y sus seres queridos. Con lo que hay que quedarse es con lo público, o sea, con su obra. Lo demás forma parte de su intimidad.

07:56  
Anonymous alerts dice...

A friend told me this place I have been looking for, I come, it turned out, I have not disappointed, good Blog!
runescape money

16:52  
Anonymous Anónimo dice...

Yo tuve la suerte de conocerlo, es más, lo veo con cierta frecuencia ya que vivimos muy cerca, aunque ahora no pasamos del educado "hola". Me parece un artista genial. Fantástico. Como persona, es especial y solo tengo buenos recuerdos suyos. Lástima que nuestros encuentos sean bisilábicos.

02:02  
Anonymous Anónimo dice...

Meléndez, Francis (Francisco J. Meléndez Pérez). Zaragoza (Aragón), 1964. Dibujante / Guionista. Ilustrador brillante, barroco e imagi-nativo de la Literatura Infantil y Juvenil (Pre-mio Nacional de Ilustración 1986), creador de espectaculares ex libris e historietista ocasional en los años ochenta. Ingresó, sin aviso, en la congregación religiosa de la Orden Cartuja. (Hermano mayor del teórico, y grafista, Alfonso Meléndez).
PUBLICACIONES:
Clij || Injuve || Madriz || cartelismo y otra mis-celánea gráfica
MONOGRAFÍAS:
1998 Intimas suculencias (Ollero & Ramos)
1999 Estrellitas marineras (Ollero & Ramos)
CATÁLOGOS:
1990 A todo color (Ministerio de Cultura)
1997 Guía de ilustradores (Asociación de Ami-gos del Libro Infantil y Juvenil)
2002 El texto iluminado. Una mirada a la Ilus-tración española y latinoamericana contempo-ráneas (Plan de Fomento de la Lectura / Di-rección General del Libro, Archivos y Biblio-tecas del Ministerio de Educación, Cultura y Deporte)
2004 Tipos Ilustrados (Cromotex)
ILUSTRACIÓN (a veces, también los textos):
edi.Alfaguara || edi.Anaya || edi.Cultural Cara-cola || edi.Diputación General de Aragón || edi.Edelvives || edi.Espasa-Calpe || edi.Ikusager || edi.Montena || edi.SM || Aníbal. El verdadero inventor del buque submarino (1989) || Animales de aventura (1995) || Cuen-tos para la hora de los postres (1987) || Curso de iniciación a la cerámica (junto con Pilar Ba-llabriga, 1984) || El anillo de Simplicio (1989) || El Cascanueces / El Rey de los Ratones (1985) || El delfín de oro (1989) || El Gigante de la Selva (1989) || El honesto mentiroso (1994) || El hombre del Valle Libre (1983) || El peculiar rally París Pekín (1991) || El valle de los cocuyos (1986) || El verdadero inventor del buque sub-marino (1989) || El viaje de Colonus (1991) || Jacobo no es un pobre diablo (1987) || Kikufo Yep Yep (1992) || La Amazona de los Bosques (1989) || La calabaza de la suerte (1989) || La carpa de Trufaldino (1997) || La hija del minero (1989) || La huida (1988) || La isla de las balle-nas (1988) || La noche de las papeleras (1987) || La oveja negra (1986) || La sortija milagrosa (1989) || Las diez ciudades (1988) || Leopold. La conquista del aire (1991) || Lo que nunca se olvida || Los buscadores de tesoros (1987) || Los cuentos de mis hijos (1986) || Los cuentos del mago y el mago del cuento (1995) || Los cuentos del perrito y la gatita (1988) || Los Ma-chafatos (1987) || Los Machafatos siguen an-dando (1988) || Los viajes de Gulliver (1987) || Ocho cuentos del perrito y la gatita (1989) || Once animales con alma y uno con garra (1988) || Panki, mi amigo de las nubes (1993) || Sacha en el reino de los árboles (1986) || To-mi Kikansha (1994) || Viaje a una casa tradicio-nal aragonesa (1985)

(JCuadrado en "De la Historieta y su uso". Sinsentido. Madrid, 2000)

15:43  
Blogger otorongo dice...

Con el trabajo de Jacobo.
Nos queda un gran enigma, a todos aquellos, que por alguna circunstancia, nos tropezamos, con la obra de Francisco Meléndez, siendo la cumbre del éxito, su total desaparición, debo agradecer, al amigo Jacobo, su valioso aporte, para aquellos, que por oficio, tenemos la Ilustración, como herramienta interpretativa fundamental de la palabra escrita.
Ya para despedirme quiero dejar mi dirección de corro, por si la circunstancia del destino, nos permite, dar con la pista de esta Maestro de la imagen, Francisco Meléndez.
imagenesvargas@gmail.com

21:20  
Blogger carmen dice...

Este comentario ha sido eliminado por el autor.

00:39  
Blogger carmen dice...

Me ha resultado muy esclarecedora tu entrada sobre Francisco Meléndez. Tenemos de candidato en nuestro blog el de "Los diarios de Adán y Eva" y he enlazado tu entrada. Gracias por la información, has conseguido transmitirnos esa pasión tuya por Meléndez.
Un besazo de Tomasa.
http://casadetomasa.wordpress.com/



00:39

00:41  
Blogger NiñoCactus dice...

Encontré uno que no está en la lista!!!
Cuentos que me contaron. La autora es Gabriela Sánchez y la editorial Fundación Nueva Empresa, Zaragoza 1990. (Aunque parece una edición de 30 años antes).
Genial el artículo.
Saludetes

16:30  
Anonymous Marti dice...

A los 7 años mi padre me regaló Los Machafatos, esos seres me fascinaban y aterraban al mismo tiempo, si bien ahora casi 25 años mas tarde tengo las historias un poco borrosas no he olvidado ni uno de los dibujos, me tenían hipnotizada, la de veces que los copié.
Sus ilustraciones convirtieron Los Machafatos libro en mi favorito (seguido por el maravilloso ilustrdor Jindra Capek en el libro de Michael Ende "El secreto de Lena")

02:13  
Blogger Jacobo Muñiz dice...

¡Qué bien, Marti! Esos libros no los conozco. Sí sé que tanto la escritora como Edelvives, la editorial que lo publicó, estaban horrorizados en su día con los dibujos. Imagino que se debió a la cortedad de miras que muchas veces padecen los profesionales del libro o bien a la obcecación en priorizar las ventas sobre la calidad de las creaciones. No sé.

Por cierto ¡opino lo mismo de Jindra Capek! Me compré en su día "El secreto de Lena" porque sus ilustraciones me recordaban a las de Meléndez.

06:21  
Anonymous Anónimo dice...

Su callada y gran entrega a los desfavorecidos,esta a la altura de sus dibujos.
Me ha emocionado el articulo, , la fama y el exito,
nunca se le subio a la cabeza, mas bien ,no la dejo pasar de la suela de sus zapatos.

00:03  
Anonymous Anónimo dice...

Muy buenas. yo tambien soy admirador de la obra de Francisco Melendez. tambien tengo la suerte de trabajar en un establecimiento de segunda mano, donde de vez en cuando llegan pequeñas perlitas (asi adquiri por ejemplo los buscadores de tesoros y el verdadero inventor del buque submarino). la razon de mi comentario es que recientemente he descubierto que la obra grafica de Melendez tambien se extiende a las portadas y encartes de discos de vinilo (otra de mis pasiones), puesto que recientemente he adquirido un vinilo titulado "Diego Ortiz y su epoca. Recercadas, tientos y fantasias". Editado por el Servicio de Cultura de la Diputacion de Zaragoza, dep. legal Z-1057-89. Se trata de un disco que recopila musica antigua aragonesa: clavicembalos, violas de gamba y todo eso y para el cual Francisco Melendez aportó su arte tanto en la portada (unos torsos masculinos y femeninos de piedra con tan solo un agujero por boca) como en los textos (la caligrafia que todos conocemos puesta al servicio de glosar la biografia de los autores renancentistas y barrocos cuyas obras son presentadas aqui). Un trabajo en suma, curioso del que desconocia todo hasta hace dos dias. he intentado encontrar informacion acerca del disco en internet, pero salvo en los registros de fondos bibliograficos no he encontrado nada. si alguien sabe mas acerca de esta vertiente del trabajo de Melendez me gustaria compartiera sus conocimientos conmigo. un saludo

12:28  
Blogger Sabir Hadi dice...

Saludos Francisco a hora voy a estudiar los libres que mi daste el lunes noche un abrazo

14:30  

Publicar un comentario

<< Principal